De Rosario para el mundo: entrevista a Lucas Canalda

Hace una semana estrenamos nuestra nueva playlist De Rosario para el mundo: magia musical rosarina, seleccionada por un rosarino, para que llegue a los oídos del mundo entero. La curaduría estuvo a cargo del periodista y editor de la revista cultural Rapto, Lucas Canalda, a quien de paso entrevistamos para conocer más sobre sus gustos y recomendaciones.

 

U: ¿Cuál es para vos el artista que se viene y por qué?

L: La Metamorfosis del Vampiro es un dúo que es pura energía sintetizada. Hiper pegadizos. Vienen tocando en lugares pequeños lo que amplifica lo estimulante de su música. Es música casera para ser escuchada y bailada al Max Vol, como aclaraban algunos viejos LPs. Están ausentes de la lista porque no están en Spotify. Busquen el disco, Terror Kawaii.

Barfeye es un jovencito con un buen disco, Elisabeth´s Fears. Canta en inglés. Estaría bueno verlo junto a una banda que acompañe su versatilidad, pero parece ser bien solitario. Tiene sensibilidad, humor y maneja los moods. Además, las canciones dejan de lado cualquier heteronorma embolante.

 

U: ¿Cuál fue la última producción audiovisual (Film, TV, Web, etc.) que te conmovió y por qué?

L: Three Billboards Outside Ebbing, Missouri. Por su inmensa humanidad y un sentido del humor tan corrosivo como empático. También es muy interesante leer como la película disparó tantas acciones en distintas mentes por varias partes del mundo. Finalmente nada puede salir mal con la ecuación McDormand + Rockwell + McDonagh + Hawkes.

U: ¿Y qué libro?

L: WARPAINT, de Renzo Podestá, una épica solitaria que está dedicada a todos aquellos que no se rinden. Una declaración de convicciones en nuestra lucha diaria. Es Camus pero con un enchastre de sangre. Si de manera frecuente te pasa de estar preguntándote con rabia “¿Por qué carajo elegí tal camino?” , no lo dejes pasar. Editó Le Noise.

U: ¿Podrías recomendarnos un lugar para comer en Rosario?

L: Para cenar y almorzar prefiero elegir un lugar donde salpica el marrón del Paraná: Club de Pescadores Bajada España. Balcón ideal sobre el río para disfrutar por largo rato, de día o de noche. Para desayunar, BIGBA Café, frente a las vías del cruce Alberdi.

U: ¿Cuál es el mejor lugar para terminar en lo profundo de la noche, luego de un concierto, en Rosario?

L: El Diablito es el mejor lugar para cualquier encuentro post recital. Coctelería del mejor nivel, calidez humana y un espacio cultural único en la ciudad. ¿Mencioné que Freddie Mercury estuvo allí cuando Queen tocó en Rosario? Cuando las luces se prenden, alrededor de las 4.30 AM es recomendable tener algún dato sobre fiestas en casas particulares o algún lugar a puertas cerradas.

U: ¿Tuviste alguna vez una epifanía con la música? ¿Podrías contarla?

L: Nunca tuve una epifanía. La sigo esperando. Tal vez sea esa la razón por la que no llega nunca.

U: ¿Cuál fue tu mayor momento Spinal Tap?

L: La verdad es que mi vida es muy aburrida y monótona como para experimentar momentos Spinal Tap. Lo más cercano a eso creo que fue hace algunos años atrás, estando de paso por Cambridge. Allí me encontré con un pub que anunciaba un tributo a Spinal Tap. Por supuesto qme pareció algo imperdible. Además de los clásicos habitués atornillados a sus butacas en la barra, había unas 25 personas paradas para ver al grupo. Todxs estudiantes, como los mismos integrantes del grupo. El tributo consistía en cuatro veinteañeros que tocaban los clásicos de la banda. Lo gracioso era que cada 10 minutos una nube de humo envolvía al baterista y ahí este se desaparecía bajo el bombo para resurgir con remera, lentes y peluca nuevas, personificando siempre a un batero distinto en la fiel tradición de “Los médulas”. Con cada nueva aparición la gente aplaudía. Gimmicks de bajos recursos, pero sin duda efectivos.